St George's English Academy/ Blog

St. George´s English Academy Bilbao, los más sosos

lunes, 25 de junio de 2018

 

St. George´s English Academy Bilbao, los más sosos

A la mayoría de los niños les encanta disfrazarse, vestirse de sus personajes favoritos, maquillarse de colores llamativos y sobre todo, disfrutar de la fiesta de Carnaval. Por lo general a los niños les gusta el carnaval porque los padres les enseñan que es como un juego, una fiesta divertida, algo extraordinario.
Pero no a todos los niños les gusta vestirse de forma diferente a la habitual. Existen muchos niños a los que todo lo que se sale de sus rutinas, les produce cierta inseguridad.
En muchos casos, los niños se disfrazan porque a sus padres les hace ilusión verlos caracterizados cuando son pequeños y se disfrazan a regañadientes.
A los que les gusta, les encanta disfrazarse de personajes que ya conocen. Prefieren personajes de la televisión frente a otros más genéricos como payasos, objetos o animales.
A mí no me gusta mucho disfrazarme, me cuesta de manera excesiva separarme del azul marino que nos caracteriza a la gente de Bilbao.
Ya me hubiera gustado, ya, abandonar por unas horas el personaje recto a veces y amable otras, que me acompaña las horas de trabajo, y cambiarlo por otro, no sé, bombero con casco y manguera o cowboy con sombrero y pistolas.
Simplemente con haber imitado a alguno de mis compañeros hubiera sido más que suficiente. Con todo ello, los trabajadores de St George´s English Academy de Bilbao somos los más sosos. A los datos me remito, mejor dicho a la foto, donde podéis ver a los trabajadores de Leioa y de Iparragirre disfrazados.

Carnival

En Bilbao no hemos estado nadie disfrazado.
Pero aún así diré, que un año más hemos tenido la ciudad colapsada por el desfile. Desfile en el que las comparsas, carrozas y grupos de baile recorren las calles pegando saltos (les llamarán coreografías) al son de las fanfarrias pasadas de decibelios (le llamarán música).

No es excusa y a ver si tomamos como ejemplo el acto de todos nuestros compañeros guiris y el curso que viene, nos despegamos de nuestra pereza y el azul marino y llenamos la academia de Bilbao de color como este año lo han hecho en Leioa e Iparragirre. 

Jon Bilbao